Paul Klee

Paul Klee

Paul Klee, el músico que se convirtió en pintor

Hijo de músicos, con sólo 12 años, ya tocaba el violín en la Orquesta de Berna. A Klee le han llamado muchas cosas: padre del arte abstracto, maestro de la Escuela Bauhaus e incluso inventor del Surrealismo. Definitivamente es considerado como uno de los artistas clave del siglo XX.

Paul Klee

Klee no solo es una figura principal como creador de arte, sino que además fue amante de la música, talentoso violinista, excelente escritor y lector voraz. Incluso cuando tapizaba sus obras con diminutos cuadrados y rectángulos, pulía sus pinturas motivado por las armonías y ritmos de Bach y Mozart, o la cadencia de los poemas de Apollinaire y Rilke, uno de sus íntimos amigos.

Fue un gran conocedor de la historia del arte occidental y dio clases en la escuela Bauhaus con su mejor amigo, Wassily Kandinsky.

Paul Klee

Realmente es un artista muy difícil de catalogar. Este artista suizo-alemán está vinculado a numerosos movimientos innovadores del siglo XX, desde el Expresionismo alemán hasta el Dada. Su trabajo no se puede clasificar en una sola categoría.

Inventó su universo personal: un sistema de formas palpitantes, jeroglíficos místicos y raras criaturas habitan en las composiciones de sus escenarios imaginarios.

Estos símbolos extraños marcaron algunos de los primeros esfuerzos del arte del Siglo XX por integrar el contenido espiritual y el subconsciente dentro del Arte Abstracto.

Paul Klee

También inspiraron a artistas de otros movimientos como el Surrealismo y el Expresionismo Abstracto. Pintores influyentes, desde Joan Miro y Salvador Dali hasta Mark Rothko y Robert Motherwell, citaron a Paul Klee como una estrella.

A principios del siglo XX, Klee rompió radicalmente con una tradición milenaria en el arte: la representación fiel de objetos del mundo real. Junto con Picasso y otros artistas de vanguardia, abandonó el contenido reconocible, contribuyendo a una forma de arte que se conocería como Abstracción.

Paul Klee

Klee fue uno de los primeros en adoptar esta nueva forma de creación y fue miembro de uno de los movimientos dentro del Expresionismo alemán: Der Blaue Reiter (Caballo Azul). Era un grupo de artistas, con sede en Munich, fundado por Wassily Kandinsky y Franz Marc. Estaban unidos por la creencia de que el arte debería expresar el reino metafísico en lugar de imitar la realidad.

Paul Klee

Este interesante grupo fue aniquilado con la Primera Guerra Mundial y la muerte en batalla de algunos de sus artistas como Marc y Macke.

A medida que se expandían los traumas de la guerra, artistas abstractos como Klee buscaron refugio en formas de expresión divorciadas del mundo material. Las imágenes que inventa están repletas de líneas y colores que chocan de forma extática. Recortó elementos fantásticos.

Paul Klee

El manifiesto de Kandinsky en su fascinante libro, «The Spiritual in Art» (1911) sirvió como texto sagrado para Der Blaue Reiter e inspiró no solo las pinturas tempranas de Klee sino también su propio texto seminal, «Credo Creativo» (1920). Sus teorías influyeron a sus contemporáneos y a los futuros Surrealistas.

«El artista debe entrenar, no solo su ojo, sino también su alma”.
«El color es un instrumento para ejercer influencia directa sobre el alma”.
Kandinsky

Klee llamó la atención de Walter Gropius, el fundador de la Escuela Bauhaus en Weimar, que reunió el arte y la artesanía, subrayando la función y la forma.

Paul Klee

Gropius invitó a Klee a enseñar allí como profesor y Kandinsky lo siguió. Trabajaron junto a varios artistas jóvenes como Lyonel Feininger, Moholy-Nagy, Oskar Schlemmer y Johannes Itten. Especialmente las lecciones de Klee y Kandinsky en Bauhaus ayudaron a formalizar los principios del arte abstracto y el diseño moderno.

“El arte hace visible lo invisible”
“Un dibujo es una línea que se va de paseo”.
Paul Klee

Estas dos frases de Klee personifican su enfoque distintivo de la creación artística. Primero, la línea, que anima los elementos del arte con movimiento, espontaneidad e incluso con una chispa de magia, ya que la convierte en un ser vivo. Este sentido mágico aparece insinuado en la mayoría de sus obras.
Su práctica de dibujos espontáneos, “automáticos«, como base para sus pinturas, llamó mucho la atención de los Surrealistas. Por eso incluyeron sus obras en su primera exposición colectiva en Paris (1925). Andre Breton citó a Klee como inspiración en su primer “Manifiesto Surrealista”.

También los pioneros del movimiento Dada quedaron intrigados y expusieron pinturas de Klee en la Galerie Dada de Zurich (1917).

Paul Klee

Klee estaba fascinado por los jeroglíficos de lenguas arcaicas, los pictogramas africanos y por el arte creado por niños y por personas con trastornos psicológicos. Los consideraba formas puras de expresión. Creía que ellos tenían el verdadero “poder de ver«.

Cuando se mudó a Munich con 19 años para estudiar pintura, los artistas empezaron a dejar de representar lo que podían ver y innovaron pintando temas cargados de psicología. Van Gogh y Matisse reinventaron el estudio del color, el patrón y la luz.

Paul Klee

En 1914, un viaje a Túnez con sus amigos artistas August Macke y Louis Moilliet afectó profundamente a Klee, inspirando su paleta con ricos colores y un distintivo lenguaje de símbolos místicos. Brillantes estrellas y soles, tableros de damas revueltas, cabezas incorpóreas fueron evolucionaron durante su carrera.

Klee alcanzó la mayoría de edad durante una época de experimentación innovadora del arte en toda Europa. Su mayor inspiración y aliado fue Kandinsky, padrino de la Abstracción, así como sus amigos artistas Macke, Marc y Jawlensky en Munich.

Cuando Klee descubrió las composiciones de Picasso, comenzó a pintar perspectivas fracturadas y las formas prismáticas del Cubismo mas temprano.

Paul Klee

También admiraba otros movimientos de su época: el Orfismo, inventado por Robert Delaunay, con sus patrones líricos y su paleta de colores trascendentes, el Futurismo, con la sensación de velocidad sin precedentes introducida por los futuristas, el Dada, con las extrañas automatizaciones de máquinas absurdas y las formas puras del Constructivismo y el Suprematismo de la Escuela Bauhaus.

Paul Klee

Klee cambió de forma indeleble el curso del arte moderno y con su obra influyó a varias generaciones de artistas. Su interés por el subconsciente, los niños y los locos aún resuena hoy con la fascinación por el arte creado por quienes están fuera de lo establecido, incluidas las personas con discapacidad y los practicantes de tradiciones ocultas.

El Museo Zentrum Paul Klee en Berna (Suiza), alberga su colección más grande del mundo con 4.000 pinturas. El extraordinario edificio de estructura ondulada, fue diseñado por el arquitecto italiano Renzo Piano en 2005. Además de servir de museo, ofrece una plataforma para espectáculos de música, teatro, danza y literatura.

Paul Klee

Exposiciones recientes de Paul Klee

Fatal error: Uncaught wfWAFStorageFileException: Unable to save temporary file for atomic writing. in /usr/home/neomaniamagazine.com/web/wp-content/plugins/wordfence/vendor/wordfence/wf-waf/src/lib/storage/file.php:35 Stack trace: #0 /usr/home/neomaniamagazine.com/web/wp-content/plugins/wordfence/vendor/wordfence/wf-waf/src/lib/storage/file.php(659): wfWAFStorageFile::atomicFilePutContents('/usr/home/neoma...', 'saveConfig('livewaf') #2 {main} thrown in /usr/home/neomaniamagazine.com/web/wp-content/plugins/wordfence/vendor/wordfence/wf-waf/src/lib/storage/file.php on line 35